31/10/2020

  • Política

Giammattei contuvo las lágrimas al recordar su vida de joven

  • Por Jessica Gramajo
12 de agosto de 2020, 11:08
El presidente Alejandro Giammattei participó en una entrevista realizada por el Conjuve, para conmemorar el Día Internacional de la Juventud. (Foto: Presidencia)

El presidente Alejandro Giammattei participó en una entrevista realizada por el Conjuve, para conmemorar el Día Internacional de la Juventud. (Foto: Presidencia)

El presidente Alejandro Giammattei contuvo las lágrimas mientras contaba, en una entrevista, cómo fue su vida de joven y que, según él, esa determinación lo llevó a ocupar la silla presidencial.

"Soy una persona joven, porque el cacaste puede estar viejo, pero el espíritu siempre debe de estar joven", bromeó el mandatario al iniciar un conversatorio realizado por autoridades del Consejo Nacional de la Juventud (Conjuve).

  • TE PUEDE INTERESAR:

El mandatario inició contando que cuando tenía 17 años estaba claro que quería estudiar medicina, porque siempre quiso hacer cirugía de emergencia por "le gusta el estrés" y que era un sueño que tenía desde los 7 años cuando añoraba se médico y bombero. "Logré ambas", dijo.

Sin embargo, comentó que a pocos meses de culminar su carrera fue diagnosticado con la enfermedad que padece. "Fue el momento más difícil de mi vida, porque le dicen a uno que va a tener sólo un año de vida y las expectativas que se tenían se acaban de un momento para otro. Había quedado cuadripléjico, la primera de las tres veces que he estado en esa condición", narró.

Giammattei fue diagnosticado con esclerosis múltiple a los 23 años. Según cuenta, la noticia se la dieron 6 meses antes de culminar la carrera de medicina. "Tres veces en mi vida han buscado la caja donde me iban a enterrar, pero logré llegar hasta aquí...", dijo. En ese momento se le quebró la voz y el semblante le cambió, por lo que el entrevistador comenzó a plantear otra pregunta, mientras el mandatario se recuperaba.

El suicidio

Según el Presidente, cuando se enteró de lo que padecía, trató de suicidarse. "Tomé 16 veces la dosis letal de un medicamento... años después se comprende que ese era el peor error que hubiera cometido en la vida porque era la salida fácil. Hace 40 años me dieron un año de vida y yo la iba a truncar en una noche. Después uno lo comprende..." comentó.

A decir de Giammattei, estuvo dos veces más postrado en cama, porque quedó cuadripléjico, pero contó con una familia que lo apoyó. "Mi mamá nunca me abandonó, me tocó terminar mi carrera estando cuadripléjico. Me tocó terminar mi tesis estando en cama y se la tuve que dictar a mi mamá, porque no podía escribirla yo... La vida no me ha sido fácil", manifestó.

"Logré superar el enojo contra la vida, incluso contra Dios, porque uno se pregunta: ¿Por qué habiendo tanto criminal, ladrón, asesino, desgraciado? ¿Por qué uno, si uno es bueno? Y uno se escoge en la negación y se aparta de todo... pero uno tiene que aprovechar todos los días y ponerle un apellido: Intensamente... porque uno es un ave de paso", comentó.

El epitafio

Giammattei comentó que ya tiene escrito el epitafio que quiere que aparezca en su tumba: "Lo escribí hace muchos años... allí dirá: Alguien que se decidió a hacer algo y lo logró", porque le ha servido tener metas cortas, porque de esa manera se le facilita cumplirlas.

El Presidente narró que en una de las hospitalizaciones que ha enfrentado, le trataron de hacer una traqueostomía, pero él no se dejó. "Uno ya viene con suficientes hoyos como para que le hagan otro... hay que tomar decisiones, la enfermedad me transformó, de no haber sido así, hubiera sido otro ciudadano común", dijo.

Finalmente, recomendó a los jóvenes tratar de cumplir sus sueños y mejorar las condiciones con las que le ha tocado vivir.

  • NO DEJES DE LEER:

Comentar
cerrar