26/09/2020

  • Para Sorprenderte

Besaron a su bebé en la boca y lo enfermaron de por vida

  • Por Soy502
28 de enero de 2020, 22:01
La madre compartió la foto de una de las orejas de su hijo afectada por culpa del herpes (Foto ilustrativa: Getty Images)

La madre compartió la foto de una de las orejas de su hijo afectada por culpa del herpes (Foto ilustrativa: Getty Images)

La madre, originario de Hull, Reino Unido, compartió su historia para alertar a otras mujeres de los peligros que pueden correr los recién nacidos.

Su hijo de 4 años tendrá que lidiar con una terrible enfermedad de por vida, y todo por culpa de la imprudencia de un adulto que lo besó cuando era bebé.

  • TE PUEDE INTERESAR:

Laura Redfern quiso compartir la historia de su hijo para alertar a otras madres. La mujer recalco que se debe tener cuidado con quién besa a los bebés recién nacidos, ya que su hijo se contagió con el virus del herpes simple (VHS) y jamás volverá a ser un niño normal.

La madre compartió la foto de una de las orejas de su hijo afectada por culpa del herpes. “Esta es la oreja de mi pequeño muchacho causada por un beso cuando era un bebé con alguien con herpes labial. Solo quiero mostrar conciencia de cuán malo es el virus del herpes simple. Era peor que esto”, escribió en Facebook.

El pequeño no puede acostarse sobre la oreja y constantemente debe ir con el médico. (Foto: Facebook de la madre)
El pequeño no puede acostarse sobre la oreja y constantemente debe ir con el médico. (Foto: Facebook de la madre)

“Ni siquiera puede recostarse sobre su oreja y nos han dicho que lo tendrá por el resto de su vida y que tiene que estar en el hospital cada vez que estalla de esta manera, ya que puede causar grandes infecciones como sepsis”, agregó.

“Entonces, por favor, si alguien se acerca a un recién nacido, lávese las manos y no lo bese si sufre de herpes labial. No tiene que ser visible, puede causar daño cerebral y la muerte en los recién nacidos”, recalcó.

*Con información de laopinión

  • NO DEJES DE LEER:

Comentar
cerrar